divendres, 15 d’abril de 2011

Clamor popular contra los Recortes de Mas y BOI

unas 10.000, según la Guardia Urbana- han colapsado este jueves la plaza Sant Jaume de Barcelona ante el Palau de la Generalitat para expresar su rechazo a los recortes presupuestarios anunciados por el Govern que preside Artur Mas en los servicios públicos como la sanidad y la educación, en un acto convocado por los sindicatos.
Esta manifestación, que ha concluido aproximadamente a las 19:30 horas, ha llegado apenas un centenar de días después de que el nuevo Ejecutivo haya tomado posesión del cargo, y ha servido también para cristalizar el rechazo que generan unos anuncios todavía por concretar en el presupuesto de la Generalitat y que, en los últimos días y en relación a la sanidad, ya ha provocado diversos actos de protesta.
La céntrica plaza de la capital catalana se ha teñido del blanco de las batas de miembros del personal sanitario de hospitales de Catalunya, que protestan contra los recortes anunciados por el conseller de Sanitat, Boi Ruiz. Los presentes en la concentración exhibían pancartas contra el conseller y gritan consignas como "Salud sí, Boi no", "Todos somos usuarios; no nos mires, únete" y "Las autoridades sanitarias advierten que Mas y Boi perjudican la salud".
Esta concentración, la más numerosa de las vividas hasta ahora contra el Govern, ha contado con el apoyo de todos los partidos políticos de laoposición, incluido el PP, además de la Confederación de Asociaciones Vecinales de Catalunya (Confavc) y sindicatos como UGT, CC.OO., USOC, IAC, Metges de Catalunya y el de enfermería Satse.
Después de los cortes de tráfico que se produjeron el pasado miércoles en algunas arterias de Barcelona como la Ronda de Dalt, la Gran Vía o laDiagonal, algunos miembros del personal médico de distintos hospitales de Catalunya, antes de acudir a la concentración, han cortado el céntrico Paseo de Gracia con pancartas contra los recortes y exigiendo la dimisión del conseller de Sanitat.
Debido a las protestas, la Ronda Litoral, entre la Rambla Prim y la calle Josep Carner, ha sufrido retenciones intermitentes de tráfico, al igual que la Gran Vía, entre Plaza España y Plaza de las Glorias, que ha padecido atascos más intensos de lo habitual. Asimismo, las Ramblas han sufrido cortes esporádicos de tráfico a causa de la alta afluencia de manifestantes que se dirigían hacia la Plaza de Cataluña tras la concentración de protesta.
La concentración se ha desarrollado sin incidentes bajo un gran dispositivo de seguridad de los Mossos d'Esquadra en una plaza en la que, junto con las de los sindicatos, también han ondeando banderas republicanas que han conmemorado el 80 aniversario de su proclamación.
Un millar de los participantes en la concentración se han manifestado de forma espontánea hasta las puertas del Parlament de Catalunya. El grupo de manifestantes ha acudido a la cámara, donde minutos antes había terminado el pleno y en el que ya no quedaba ningún diputado.
"Toca luchar"
En declaraciones a los periodistas, el secretario general de UGT en Catalunya, Josep Maria Álvarez, ha dicho que ahora "toca luchar y salir a la calle" para preservar los servicios públicos, pues a su juicio, es la manera de que el Ejecutivo de Mas entienda el rechazo al anuncio de recortes.
Ha coincidido con el líder de CC.OO. en Catalunya, Joan Carles Gallego, en señalar que se organizarán más manifestaciones si el Govern de CiU no rectifica, y en lamentar que los recortes presupuestarios coincidan con la eliminación del impuesto de sucesiones. Gallego, además, ha asegurado que el ajuste es "absurdo e inútil" económicamente porque traerá más paro y no logrará crear puestos de trabajo, mientras al mismo tiempo los ciudadanos verán reducidas sus prestaciones sociales.
El candidato de ICV-EUiA a la Alcaldía de Barcelona, Ricard Gomà, ha advertido de que en la concentración debería estar también Xavier Trias (CiU) mientras que su homólogo de Unitat per Barcelona, Jordi Portabella (ERC), ha afirmado que trabajar contra los recortes es plantear nuevos escenarios de actuación, siendo capital de Estado y ampliar el autogobierno de la ciudad.